Publicidad Publicidad
por InfoHoreca 7 de septiembre, 2020 Restauración comentarios Bookmark and Share
< Volver

La actividad en restauración se ha visto afectada en las últimas semanas a consecuencia del aumento de las restricciones por los rebrotes. Según los datos de The NPD Group, el gasto en bares, cafeterías y restaurantes se sitúa al 53% de los niveles que registraba antes del confinamiento.

El mercado de la restauración en España ha frenado la mejora de su actividad en las últimas semanas, coincidiendo con el aumento de rebrotes del virus en el país. La analista de mercados The NPD Group recoge que la semana del 23 de agosto, y en comparación con la primera de julio, cuando los datos mostraban una recuperación, se han retrocedido 10 puntos, y el nivel de ventas llega al punto más bajo desde el fin del estado de alarma a finales de junio.

"“Se han perdido dos meses de crecimiento, no sólo de ventas, sino también de construcción del negocio, de recuperación de visitas de los clientes a los restaurantes y, lo que es más importante, de regeneración de la confianza del consumidor, una situación que afecta a la rentabilidad de todos los niveles de la industria"”, destaca Javier García, experto en restauración de The NPD Group.

Las ventas en general del sector se sitúan en el 53% pre-covid, siendo los restaurantes de servicio rápido y los bares de tapas los más activos, logrando rescatar entre el 70% y el 80% del negocio previo al confinamiento. "Sin embargo, son precisamente estos segmentos los que han resultado más impactados por el aumento de contagios en agosto", advierte el analista..

Por su parte, la recuperación ha sido más moderada en los restaurantes de servicio completo y las cafeterías, que a finales de agosto han logrado reconstruir alrededor del 50% de su negocio. “"Esto se debe a que estos canales dependen de un consumidor más sénior, con menor propensión a consumir fuera de casa en el contexto actual"”, señala el consultor de The NPD Group.

Hábitos de consumo en el verano del coronavirus

El momento de la cena ha sido el que mejores ventas ha tenido en agosto, alcanzado dos tercios de los niveles pre-COVID. Según los especialistas, motivo de esta evolución son el delivery, que ha crecido en 30 puntos por encima de los registros previos al estado de alarma.

Así, se consume más en casa, ante la reticencia de algunos consumidores en hacerlo en los establecimientos. "De hecho, en las últimas semanas ha crecido no solo el consumo en casa, sino también fuera, en la calle", explica García. Según el experto, el deseo del consumidor e volver a retomar su estilo de vida y ocio en bares y restaurantes, para ello "recuperar la confianza del consumidor es esencial para generar crecimiento en todos los niveles de la industria"”, subraya Javier García.

* ‘Índice de recuperación’ calculado respecto a la media de las semanas 1 a 9 de 2020 (como media pre-COVID).

 

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus