por InfoHoreca 16 de octubre, 2014 Hostelería comentarios Bookmark and Share
< Volver

Amada por muchos chefs en el mundo entero por añadir su gusto incomparable a los alimentos, la Sal Maldon no es más y nada menos que sal marina en escamas 100% pura. Eso sí, se trata de una sal extraordinaria que lleva produciéndose desde hace más de 130 años de manera tradicional. Descubrimos en el siguiente reportaje sus secretos. 

Curiosamente algunos consumidores españoles de Maldon piensan que es un tipo específico de sal, cuando en realidad es nada más y nada menos que sal marina en escamas 100% pura. Cuatro generaciones de la familia Osborne, custodios de una tradición muy antigua, llevan más de 130 años produciendo los cristales blancos de esta emblemática casa británica.

En concreto, Maldon produce desde 1882 esta sal marina procedente de los estuarios Blackwater, en el condado de Essex (Inglaterra), extrayéndola de manera artesanal siguiendo los métodos que utilizaban los romanos hace más de 2.000 años.

La sal Maldon se obtiene siguiendo un delicado proceso completamente artesanal que consiste en la filtración del agua de mar recogida directamente del estuario. Desde allí se bombea a unas calderas poco hondas de acero inoxidable en las que se hierve lentamente para que se evapore el agua y los cristales se precipiten al fondo. La sal se recoge a mano en un proceso llamado ´drawing the pan´ para su posterior secado.

Pero no es sólo su método artesanal de elaboración lo que la diferencia de las demás sales sino que también se disuelve en tu boca convirtiéndola en el condimento ideal para cualquier tipo de alimento, bien sea carne, pescado, verduras, ensaladas o postres, potenciando los sabores de forma extraordinaria.

También cabe destacar su fondo algo dulce, evitando el gusto agrio que se queda en la boca y que muchas veces se asocia a la sal. Ferrán Adrià, la ha descrito de esta forma: “Los característicos cristales, la suavidad en el paladar y la blancura de Maldon proporcionan un sabor fresco y único muy apreciado por los gourmets”.

Esta es la historia de la emblemática casa británica que elabora la Sal Maldon
 

1882 Nace Maldon Salt Company. Aunque la sal se producía en esta zona del Condado de Essex (Inglaterra) muchos siglos atrás, esta es la fecha en la que la compañía comienza su andadura.

1900Maldon empieza a forjar su leyenda cuando llega a las estanterías de algunas de las mejores boutiques de alimentación de Londres, entre ellas, los grandes almacenes Harrods, cuyo feje de compras escribió: “Encontramos que su sal es mucho mejor que otras para aderezar los platos, como por ejemplo la ternera, además de que necesitas una menor cantidad para potenciar el sabor de las comidas”.

1922 El día 15 de abril la familia Osborne adquiere la compañía. Es el comienzo de más 90 años de historia, con cuatro generaciones de una misma familia dedicada a la sal.

1955 Se hace el primer envío de Maldon a Suecia, después de que una chica de Essex entregara a su pen-friend, durante una visita de intercambio, una cesta de productos locales que incluía nuestra sal. El padre de la chica sueca resultó ser el jefe de compras de toda una red de cooperativas suecas, un hecho que marcó el comienzo de la internacionalización de Maldon.

1977 Clive Osborne entrega personalmente una caja de sal Maldon en Buckingham Palace con motivo del jubileo real. Estaba tan nervioso que se confundió de puerta.

1978 La cadena británica de supermercados Sainsbury’s hace el primer pedido de 15 cajas de sal Maldon para un establecimiento, a petición de uno de los directivos de estos almacenes que se declara fan de nuestra sal. 

1988 Las exportaciones suponen un 50% del negocio, con una importante cuota de mercado procedente de Asia y de los expatriados británicos residiendo en ese continente. Siguiendo la estela de esos embajadores imprevistos de nuestra marca, un chef neocelandés que trabajaba en el hotel Ritz de Londres, conoció a una chica procedente de la zona de Maldon; otra curiosidad que marcará el comienzo de la exportación a Nueva Zelanda.

2000 Una conocida experta en cocina y presentadora de televisión recomienda la sal Maldon en su nuevo libro, lo que provoca una aluvión de pedidos en todos los puntos de venta del Reino Unido. Desde ese momento Maldon entra en el mundo de los grandes prescriptores, cocineros y chefs de todo el mundo.

2006 Se inauguran las nuevas instalaciones de Maldon, ubicadas en uno de los tradicionales lugares del condado de Essex en los que se producía la sal durante el siglo XIX. El respeto a los métodos tradicionales y a la tierra de la que emana este mineral forman parte del ADN de nuestra firma.

2010 Maldon se honra con la visita de la reina Isabel II de Inglaterra,  un hecho que nos proporcionó una excelente oportunidad para explicarle nuestro proceso de elaboración artesanal.

2012 Una pequeña empresa familiar como Maldon es nombrada Royal Warrant (proveedor oficial de la Casa Real Británica) el mismo año en el que celebramos el 130 aniversario de la compañía.

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus